Facebook Twitter Google +1     Admin

Para Teruel

Hola papá ¿qué tal por...ahí?

Nosotras así así, para qué mentirte.

Hay días y días horribles.

Días porque pasan los minutos y las horas hasta hacer 24.

Días horribles porque cada vez notamos más tu falta.

Días malos porque busco alguna foto en el móvil y me encuentro con una tuya, la que me pediste que te hiciera en el hospital para verte el golpe de la caray, aunque no me separé de ti, me arrepiento de haberle quitado importancia cuando me dijiste "que mala suerte he tenido". Tonta de mi pensé que sería pasajero, un susto más a sumar a la lista.

Casi a diario alguien me habla de ti.

Un amigo tuyo me pidió que le diera algo personal, algo que hubiera sido tuyo, de más sabes tú de quién te hablo. Le he dado tu gorra negra, la que me puse para despedirnos.

Tienes buenos amigos.

Tambien gente a quien no caías bien y eso se nota cuando se acercan a dar un pésame de protocolo, pero esos no me afectan, me quedo con los abrazos sin palabras.

Y días horribles. No por repetido duele menos. ¿Las viste ya? ¿Cómo va ésto? Lo cierto es que no creo que esteis en otro sitio que no sea dentro de nuestras mentes. ¿Crees que si de verdad hubiera alguna posibilidad no habría venido ya mamá?

Sea como sea cuídate, y cuídanos, porque ésto no se hace, soltarnos así de la mano....y si puedes, cuéntanos algo, no hay mojarra como la tuya.

21/12/2017 20:29 mojarrafina sin tema Hay 5 comentarios.

AYAMONTINOS INOLVIDABLES. Francisco Palmero González

20171102125253-img-20171007-wa0012-1-.jpg

 No me enteré de su fallecimiento hasta pasado bastante tiempo. La razón es bien sencilla: mis hijas nio quisieron decírmelo porque sabían la gran amistad que nos unía y yo me encontraba ingresado en una UCI también al borde de la muerte.

Se nos ha marchado un personaje altamente carismática. Tenía un gran corazón, era un artista integral, hasta el punto de que sus respectivos talleres de carpintería y cristalería más que talleres parecían museos. Ha dejado inacabada una gran obra: el barco en miniatura, toda una obra de arte, pero sobre todo nos ha dejado un poco huérfanos a todos sus amigos.

Paco Palmero tenía un corazón de oro y un espíritu infantil innnegables. Su época como alumno del viejo Instituto Laboral la traía a colación cualquiera que fuese el tema de conversación.

No le importaba parar su trabajo con tal de mantener una conversación, le encantaba conversar, relacionarse con sus viejos amigos.

Amigo Palmero, ¿te acuerdas de ésto?: "El del guioooón. Ya voooy". Nosotros, tus amigos de siempre no olvidaremos nunca esos momentos cuando eras el portador del guión de la centuria de los flechas del Frente de Juventudes.



AYAMONTE EN EL RECUERDO: Pan con aceite y azúcar.

20171014192719-aceite-de-oliva-y-pan-1-.jpg

Dentro de la gran variedad de alimentos utilizados en tiempos pasados, sobre todo los tiempos del hambre, podríamos hablar de las poleás de maiz; de los chicharrrones; de los mechillones con arroz; del puchero con medio cuarto de carne: de las sardinas estibás; de los higos secos con un meollo de almendra dentro; de los higos coloraos de las chumberas del Callejón Largo; de la carne encebollá de La Alegría de la Plaza... y, cómo no, del inolvidable pan con aceite y azúcar.

La receta era bien sencilla, se cortaba por la mitad  un bollo previamente comprado en una de las muchas tahonas que había entonces en Ayamonte, y se le echaba poncima aceite y azùcar. Se comía tanto en el desayuno como en la merienda y eran un gran lenitivo contra el hambre.

Hoy hemos caído en la rutina de la bollería industrial, y claro, así nos va con el colesterol, la diabetis y la hipertensión, ese síndrome metabólico que trae a maltaer a media humanidad.

Lo dicho, pan con aceite y azúcar, que por cierto no vendría mar servírselo a las cuadrillas de costaleros de nuestra Semana Santa, sobre todo a los que van en tirantas luciendo músculo.

LA PECULIAR FORMA DE HABLAR DE LOS AYAMONTINOS. Remordesí.

20170716124735-bacalao.jpg

Hoy traemos a colación una palabra o expresión en desuso desde hace mucho tiempo. Se trata de algo parecido a cuando decimos, "si es español, ya cantará".

Dar remordesí es como aparecer, romper el silencio, volver a frecuentar lugares de ausencia. Pero sobre todo, responder a aquello que llamamos una nota al aire.

En esta época del año el remordesí se presenta de actualidad en el mundo cofrade. Es raro el verano en que no corren los rumores de siempre: que si el paso del Caído no tiene costaleros; que si el Descendimiento no llevará música;que si tal o cual hermandad ha tenido que nombrar una gestora, que si determinado capataz va a sacartres pasos... En fin, pilarín.

A todo esto, prudentemente, las hermandades no dan remordesí, y llegado el momento aquellos problemas de tiempos caniculares se han resuelto, y hay costaleros, y música y cada hermandad tiene su junta...

¿Saben mis blogueros si este año tenemos alguna novedad?. Yo, como ahora salgo muy poco,no sé nada. Gracias.

P/D. Desgraciadamente, quien nunca dio remordesí fue el pobre de Domingo el Bacalao.

TONTOS DE CAPIRUCHO. El Macroviacrucis.

20170313105842-img-20170311-191456.jpg

Aunque había anunciado una avería en el blog y pasaría a escribir estos artículos en el facebook, como quiera que se ha arreglado solo, cosa del muñeco diabólico, vamos a ello como siempre.

Para gusto de muchos volvemos con la Semana Santa, caldo de cultivo de devociones sinceras y de algunas maldades.

El pasado sábado hemos vivido el viacrucis de Agrupación. Bueno, más bien diríamos el "Macroviacrucis", porque vaya tela con la modita que han impuesto los sevillanitos de hacerlo "como en Sevilla", de largo y aburrido.

Porque vamos, no me dirán ustedes que más que un viacrucis no resultó ser una procesión de más de tres horas o así, que yo no vi el final. Se acabaron aquellos viacrucis del recogimiento en la Laguna o el Solá, ahora todo tiene que ser macro, ya veremos el próximo. Todo será que a una hermandad no se le ocurra ir hasta la Punta o a Costa Esuri.

Lo mejor de todo, el cortejo, como siempre, pleno de elegancia y bien hacer las cosas por parte de las cofradías, salvo casos aislados de mastiqueos de chicles.

Y el Cautivo, sencillamente impresionante, llevado con austeridad, con la seriedad que merecería el evento.

MOJARREANDO. Encarna Sayago y su "Cronipregón".

20170202113023-16406859-1372205352853664-1659038512651443498-n-1-.jpg

Supongo que sabrás, querida amiga Encarna, en qué consiste eso de la "deformación profesional", pero por si acaso, te lo explico. Es el fenómeno en virtud del cual, los componentes, la esencia en suma, de una profesión practicada durante muchos años, nos acompaña siempre sea cualesfueren las demás actividades en que participemos. Es el sello indeleble que forma parte de nuestras vidas. De ahí lo de "Cronipregón".

Porque tu pregón, Encarna, además de ser un ejemplo de bien hacer, ponderado, medido, ameno, gracioso en lo justo -lo poco agrada, lo mucho "jarta"-, resultó ser el pregón, no sólo de una gran ayamontina y una gran carnavalera, lo fue también de una gran periodista, aunque nunca hayas tomado apuntes en una universidad que no sea la de la propia experiencia vital. Fue un documento periodístico en su modalidad de crónica; muchos habrán pensado en eso tan recurrente de lo histórico, pero lo tuyo no fue un relato meramente histórico:  fue pura crónica; porque de la misma manera que la historia se cuenta desde datos existentes y que no vivimos, desde la investigación, la crónica es un testimonio directo de lo vivido in tempore e in situ.

Me agradó mucho tu pregón. Y tu "ropaje". No te rías, que te lo digo en serio. A ver ahora como lavas, planchas y guardas semejante tenderete.

Pero hay algo que no puedo dejar en el tintero: tu cronipregón no habría alcanzado esa cuota que raya en la perfección, si no hubiera sido por la invalorable aportación de tu gran amigo Toño Méndez, que por cierto, también loes mio.

Felicidades, y como tú sueles decir: un besote muy fuerte.

02/02/2017 11:28 mojarrafina Mojarreando Hay 10 comentarios.

AYAMONTE EN EL RECUERDO. Vieja calle Galdames.

20161118175616-14720434-878622662238909-6599566268296375865-n-1-.jpg

Nuestra vieja calle Galdames tiene un embrujo especial, no en balde fue antaño, en nuestros orígenes, la calle principal de Ayamonte, una vía que dice mucho de la vida rústica y ganadera que entonces fue la principal fuente de riqueza.

La foto que nos facilita el amigo Carlos González lo dice todo solo con su contemplación. Ausencia de tráfico, la gente por enmedio de la calle, los chiquillos jugando, un carro que no sabemos qué transporta, y algún que otro burro. Una preciosa estructura urbana solo afeada por un rincón descuidado y sucio. Y ese Pilar de la Villa eterno, aunque en una ocasión el Ayuntamiento decidió eliminarlo, menos mal que posteriormente fue repuesto. Ayamonte a veces es así, se desprende de sus símbolos con demasiada frecuencia y facilidad.

Hoy en esa entrañable calle Galdames ya no queda sitio para que aparquen los coches, dejaron de prestar sus funciones  las viejas  escuelas y el originario ayuntamiento, pero así y todo no ha perdido su encanto, sobre todo en Semana Santa. Por ella sube ya de recogida ese palio de la Amargura llevada por la que sin duda es la mejor cuadrilla de costaleros de Ayamonte. Que sea por muchos años, a pesar de los agoreros.

AYAMONTE EN SEMANA SANTA. TIEMPO ORDINARIO.

20160926141511-14449819-1121584754544617-1183829016771589043-n-1-.jpg

Una vez más, la realidad supera a la crítica insensata. Me explico: una vez más, los que afirman mi particular enemistad con la hermandad de la Soledad, se equivocan. Porque una vez más, y no sé cuantas, afirmo que han vuelto a dar una lección de buen hacer, excelente organización.

Otra cosa es que tratándose de único paso, de Cristo, no de palio, no resultara tan multitudinaria. Pero bueno, estaban los que estaban, el Santi, Santiago Puga, Santiago Puga Rodríguez... qué más queremos.

Sólo vi la procesión en la Laguna, salvando los peseteros veladores en el entorno, que además se enriquecen a costa de la hermandad. Lastimoso, verdaderamente lastimoso, y lamentable, verdaderamente lamentable.

Y una cuestión que no alcanzo a comprender. Esta: ¿como el párroco portaba una simple estola y el acólito Nicolás una custodia?

Como le decía Macario a José Luis Moreno: "me lo explique".

Enhorabueba, querida sobrina.

MOJARREANDO. Aspreato nos necesita.

20160828105041-cartel0.jpg

Antes de nada es menester aclarar que la entidad Aspreato no sólo tiene como finalidad la atención al toxicómano. Desde hace un tiempo a esta parte abrió una nueva actividad encaminada a la ayuda de los más desprotegidos de la sociedad: los niños pobres, necesitados de todo.

Así, se creó la actividad denominada "Economato Infantil de Aspreato", a través del cual se facilita a los pequeños más necesitados tanto alimentos, como pañales, artículos de higiene, etc.

A lo largo de estos años,es cierto que Ayamonte siempre se ha volcado con esta altruista actividad cuando se organizan recogida de alimentos y de los artículos citados. Pero a veces, la demanda es demasiado grande y se necesita recurrir a otros medios de financiaciónd del Economato Infantil.

En este caso, Aspreato ha organizado para el próximo día 16 de septiembre, en el Teatro Cardenio, la presentación de la obra "No hay ladrón que por bien no venga". El precio de la entrada es sólo de 4 euros, que se puede adquirir en el domicilio social de Aspreato en calle Santa Clara o solicitarla de cualquiera de sus directivos, José Mari Fernández. el amigo Pau, Carmen, Elisabet...

Un ruego para terminar: durante las próximas fiestas de Las Angustias, un día cualquiera, escondamos cuatro euros para adquirir esa entrada, tan necesaria para el bienestar de los niños más necesitados de Ayamonte.

 

28/08/2016 10:50 mojarrafina Mojarreando Hay 4 comentarios.

MOJARREANDO. Un paseo por el Arte en Ayamonte.

20160815115529--20160815-113558.jpg

He estado, como casi todos los ayamontinos, dándome un garbeo por el Paseo del Arte; lo he hecho en dos etapas, para recrearme suficientemente.

Sin que esto signifique un análisis crítico -Dios me libre-, he salido muy satisfecho de tan agradable paseo. Ante tanta diversidad, uno no sabría con qué obra quedarse, pero yo no he tenido dudas: me cautivó desde el primer momento, tuve que pasar varias veces, acercarme otras tantas, para desengañarme de que estaba ante una obra pictórica y no ante una magnífica fotografía. En mi último intento para salir de dudas le preguntó a la autora, ¿esto cómo se hace?. Y me contestó con amabilidad y cierta ironía: con un pincel.

Y es que Gema Cayuela, como ese retrato de su hijo nos ha vuelto a embelesar. Me resulta increíbe, imposible, que se pueda llegar a esa perfección. Pero es así, indiscutible y afortunadamente así.

Enhorabuena al Ayuntamiento y a todos los expositores. Ayamonte es única y sabe demostrarlo cuando se lo propone.

15/08/2016 11:52 mojarrafina Mojarreando Hay 2 comentarios.


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris